domingo, abril 18, 2010

de fortuna y viajes

Son las 4:40 de la mañana, llegamos a la 1. La pregunta fue? Que hacéis aquí tan pronto?, la respuesta: ¿ y por qué no?.
Hoy fue un gran día, en La Tertulia ha cantado Paco Ibáñez, afable y cercano ha hecho las delicias de los asistentes, en cuyos ojos he visto el sentimiento de fortuna por estar ahí, en ese momento, escuchándole.
Después mucha gente, la música como nexo perfecto para encontrarse, para coincidir, para no perdernos la pista.
Esta semana compartí los conciertos con Luis Quintana, hemos tocado en Murcia y en Málaga, han sido días intensos, en los que no he podido sacarme la melancolía de las Islas Canarias, donde estuve la semana pasada.

Tuve la suerte de quedarme en el hotel de una amiga, junto a las Canteras, y aunque vi poco la luz del sol, pude pasear largamente por la playa de día y de noche; ten´ñia intención de tomar el sol, pero me quedé solo en la intención y mi piel sigue pálida.

Estando allí salio mi artículo en el Diario de Almería sobre los “quetales”de lo que ya te hablé hace tiempo… me gusta saberme activo en varios frentes, que pueda estar cantando en una ciudad y en otra tb pueda estar presente, estar vivo; hace años escuché que según las estadísticas “un disco de Julio Ïglesias está sonando en todo momento en algún lugar del mundo”; bueno, no es para tanto, pero me gusta pensar que en este momento alguien me pueda estar escuchando.

Como decía, en Canarias fue increíble, encuentros y reencuentros, gracias a facebook y gracias al boca a boca…

Pienso en la gente de Madrid, a veces se me pasa por la cabeza que el no estar en los lugares apropiados puede hacer que los abrazos y los besos se distancien, q se deslicen los lazos y podamos alejarnos; por eso trato de estar cerca, siempre; de una forma natural pero estar cerca; conocer gente nueva siempre es un regalo, pero quiero que se sumen, no quiero que nadie que merezca la pena sea pasajero, y quizá a veces es complicado en la práctica.

Quiero volver a las Canteras, quiero estar en Madrid, quiero llevarte a la Alhambra e inventarme historias que nunca encontrarás en los libros de historia pero que nos harán reír y sabernos, Ismael nos invita a acordarnos de vivir y pienso en ello; en que miro hacia atrás y hacia adelante y me encuentro maravillado, porque estoy viviendo un sueño, aunque a veces me haga pequeño y pida que no me despierten; aunque me duela un rasguño y un golpe me deje impasible.

Pienso en la presentación del disco en Granada, al fin lo presento en el teatro, aún no me lo creo, quiero ver la cartelería ya puesta por la ciudad, oir los anuncios en la radio, ver el de TV, ver que funciona y que alguien más sabe de mí, quiero crecer y que la presentación del disco en mi ciudad sea una fiesta; que esté todo el mundo, porque se que lo voy a recordar siempre; quiero mirar la cara de mis músicos en el escenario, en perfecta conexíon, quiero cantar de adentro hacia afuera, como siempre he perseguido, quiero tocar hasta que no pueda más y caer rendido en el camerino, quiero que el Jueves 29 de Abril de 2010 sea un punto de inflexión y volver a Madrid iluminado y feliz.

Te busco, busco a la gente que quiera escuchar, por eso viajo y canto; porque es una suerte esta posibilidad y sería ilícito no hacerlo.

“Tu vives siempre en tus actos…
Con la punta de tus dedos, pulsas el mundo…
…has vuelto los misterios del revés”

P. Salinas



Gracias a ti, por formar parte de este viaje

Fran

2 comentarios:

Maika dijo...

Si no se le conoce muy bien, uno podría pensar de Fran Fernadez que es un cantautor más, y de esos que le cantan al amor y a la paz. Pero sólo hace falta adentrarse un poco en su mundo para darse cuenta de que hay más, mucho más. Lo primero que te llega (quizás debería hablar en primera persona) es una suave fragancia, como si sus canciones se desplegaran preparadas para la conquista, es entonces cuando aprecias lo delicado de su música, los matices de la guitarra y su voz que la cuida y la acompaña . Y sin darte cuenta ya te ha conquistado. Una a una, sus canciones te van trasladando a un mundo lleno de sinceridad, de amor, de ternura, de optimismo y por qué no también de melancolía e introspección, y lo hace desde la extrema sencillez, incluso desde la mirada ingenua de un niño, sólo para quedarse con lo imprescindible, su guitarra y voz.
Aqui vamos a estar siempre para ti, siempre apoyando tu musica, siempre defentiendote, siempre deseandote lo mejor, siempre dandote animos cuando las cosas no marche bien y festejando mas que tu de tus logros.Gracias por darnos el privilegio de contar con tu presencia en nuestas vidas.
Bikiños enormes desde esta tierra gallega

libertad dijo...

¿Cómo escribes tan bien?/ ¿Cómo? escribes también! (en prosa)

...A uno a veces le cuesta ponerse en la piel de otros, de otros que hacen otras cosas, que se dedican a recorrer otros mundos. Es complicada la empatía, por mucho que uno quiera estar siempre cerca (me ha llamado la atención eso que has escrito de estar siempre cerca, yo, en un blog en el que escribo, debería decir mi blog, pero me da un poco de pudor, cuando tengo que decir algo sobre mí, siempre digo: "intento estar siempre cerca")...

Tienes suerte, no sólo por vivir lo que estás viviendo, sino por vivirlo con consciencia. Al menos con la consciencia suficiente para después transmitirlo, y tan bien, que podmaos sentirlo "a nuestra manera" y como podemos, los que te leemos. Gracias por compartir, y por hacernos saber un poco más lo que piensa un alma errante apasionada por la música, porque uno se da cuenta de lo parecidos que en el fondo somos muchos, aunque hayamos escogido recorrer el mundo por otros derroteros...

Te señalo estos dos párrafos porque me han encantado, y te copio la cita de Salinas, si me lo permites, vale?

"Pienso en la gente de Madrid, a veces se me pasa por la cabeza que el no estar en los lugares apropiados puede hacer que los abrazos y los besos se distancien, q se deslicen los lazos y podamos alejarnos; por eso trato de estar cerca, siempre; de una forma natural pero estar cerca; conocer gente nueva siempre es un regalo, pero quiero que se sumen, no quiero que nadie que merezca la pena sea pasajero, y quizá a veces es complicado en la práctica.

Quiero volver a las Canteras, quiero estar en Madrid, quiero llevarte a la Alhambra e inventarme historias que nunca encontrarás en los libros de historia pero que nos harán reír y sabernos, Ismael nos invita a acordarnos de vivir y pienso en ello; en que miro hacia atrás y hacia adelante y me encuentro maravillado, porque estoy viviendo un sueño, aunque a veces me haga pequeño y pida que no me despierten; aunque me duela un rasguño y un golpe me deje impasible"

Besos!